Compartir

El equipo de Edgardo Bauza se impuso 4-1 ante Gimnasia y Esgrima de la Plata, luego de empatar 1-1 en los 90′ reglamentarios. Parot anotó uno de los penales del cuadro rosarino, que además aseguró boleto en Copa Libertadores 2019. Acá el detalle.

Por Laurencio Valderrama Poblete / Fotos: Copa Argentina y Gimnasia LP.

Rosario Central, con el chileno Alfonso Parot todo el partido, se coronó este jueves como flamante campeón de la Copa Argentina 2019, tras vencer 4-1 por penales a Gimnasia y Esgrima de La Plata, luego de empatar 1-1 en los 90 minutos reglamentarios.

Ante un repleto Estadio Malvinas Argentinas de Mendoza, el conjunto de Edgardo Bauza fue superado por su rival en el trámite del juego, pero supo sostener el partido y luego ganarlo en la serie desde los 12 pasos.

La apertura de la cuenta llegó a los 19 minutos por intermedio de Fernando Zampedri, tras una volea en el área y en una acción donde apareció al límite. Parot tuvo bastante trabajo en su banda, pero cuando se proyectó generó peligro y fue así que metió un centro por izquierda para Zampedri, que metió un cabezazo y obligó a la reacción de Arias (27′).

En el complemento el equipo de Pedro Troglio encontró su premio con la igualdad, tras anotación de Lorenzo Faravelli (52′), tras un contragolpe encabezado por Santiago ‘Tanque’ Silva. Faravelli, eso sí, debió ser expulsado en la primera etapa por un planchazo.

PAROT DECISIVO EN LOS PENALES

Ya en la serie desde los 12 pasos, Rosario Central venía con cierto favoritismo tras haber ganado tres de las cinco series previas por ese expediente. Gimnasia, a su vez, había dejado en el camino a River por penales.

En esta ocasión fue sólido Central, porque se adelantó con goles de los experimentados Néstor Ortigoza y Marcos Ruben, mientras que Santiago Silva elevó de forma increíble y luego el portero Ledesma estuvo notable para ir hacia su derecha y tapar un remate de Manuel Guanini.

Con la ventaja 2-0, llegó el turno de Parot, que anotó de forma muy sobria: pateó de zurda al lado contrario del meta Alexis Arias, que habia volado hacia su izquierda. Fue el 3-0.

Luego el venezolano Jan Hurtado anotó el descuento de la esperanza para Central, pero el ex Universidad de Chile y San Lorenzo, entre otros, Matías Caruzzo, anotó el penal final para el 4-1 definitivo y el título para Rosario Central.

Emotivo título para el equipo de Edgardo Bauza, que aseguró un boleto para la Copa Libertadores, certamen que no disputa desde el año 2016.

Rosario Central rompe así la maldición de la Copa Argentina y logró la primera corona en ese torneo, luego de sendas finales perdidas ante Huracán (2014), Boca (2015) y River (2016).

Por último, el ‘Canalla’ logró su primer título oficial desde la Copa Conmebol 1995.

RS/lv

Dejar Respuesta